Sepa ahorrar al mudarse

Nathaniel Sillin tiene maestría en Negocios y es un experto en finanzas que dirige los programas de educación financiera de Visa./EL LATINO
Nathaniel Sillin tiene maestría en Negocios y es un experto en finanzas que dirige los programas de educación financiera de Visa./EL LATINO

redaccion@latinocc.com

Aún cuando se mude dentro de su misma ciudad, seguramente le costará más de lo que piensa.

Según las últimas cifras de la Asociación Americana de Mudanzas y Almacenamiento, el costo promedio de una mudanza profesional dentro del mismo estado –en base a 7.570 libras de cargamento, es de $1,170.

El costo promedio de una mudanza a otro estado es de $5,630.

¿Cómo puede controlar los gastos de la mudanza? Empiece por hacer una lista con todos los datos y considerar todos los costos y aspectos personales de una potencial mudanza.

Puede incluir también una lista de pros y contras de las consecuencias concebibles de la mudanza en su economía y su estilo de vida –los verdaderos costos y beneficios de la mudanza a largo plazo.

Si decide que vale la pena mudarse, entonces tenga en cuenta estos pasos:

Busque asesores confiables. Independientemente que desee vender su casa a través de un agente o no, la mayoría de ellos ofrecen la tasación de su propiedad sin cargo y sugieren reparaciones o mejoras que podrían maximizar el precio de venta.

Obtenga varios presupuestos de empresas de mudanzas. Llame a dos o tres empresas de mudanzas profesionales registradas en el Departamento de Transporte de Estados Unidos.

(DOT) (www.hai.fmcsa.dot.gov/hhg/search.asp) para que visiten su casa o departamento y así tener una idea de lo que quiere llevarse realmente y si puede pagar servicios de lujo, como embalaje o almacenamiento.

Hay varios recursos en Internet que pueden ayudarlo a evaluar estos costos.

Cuídese de las estafas. Noticias recientes informan sobre una nueva tendencia delictiva llamada “cargamento rehén”, una práctica en la que empresas de mudanzas inescrupulosas exigen a los clientes más dinero para entregar el cargamento.

Sería bueno obtener referencias de amigos o asesores de confianza para dar con una buena empresa de mudanzas profesional registrada.

El Departamento de Transporte ha lanzado el sitio “Proteja su mudanza” (www.fmcsa.dot.gov/protect-your-move) que permite descargar una guía de protección contra estafas de mudanzas y ofrece consejos para investigar y contratar a una empresa confiable.

Comience a achicarse desde ahora. Obtener un primer presupuesto de una empresa de mudanzas lo ayudará a decidir qué desea llevarse realmente.

Si tiene cosas de valor que cree que puede vender, consulte con tasadores profesionales o incluso en sitios de ventas en general como eBay para tener una idea realista de su valor.

De lo contrario, podría realizar ventas de garaje o donaciones para el resto de las cosas.

Asegure lo que está mudando.

Más allá de los seguros que vaya a contratar en su nuevo lugar de residencia, asegúrese de tener la cobertura correcta para los bienes que está mudando.

Tenga una reserva de efectivo para depósitos, cargos y gastos imprevistos. Reducir los costos de la mudanza puede ayudarlo a afrontar las decenas de gastos más pequeños y a veces inesperados que pueden surgir antes, durante o después de la mudanza.

Haga un presupuesto para esos costos ocultos, que pueden ser depósitos, cargos adicionales o varios viajes a la tienda de descuentos, artículos para el hogar o comestibles.

En resumen: ¿Está pensando en mudarse? Tómese el tiempo necesario y busque los recursos correctos para planificar cada aspecto de este hecho tan importante para su vida y su bolsillo. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *