The Revenant: la agónica montaña rusa del pasado estadounidense

La cinta del mexicano Alejandro González Iñarritú y protagonizada por Leonardo DiCaprio es de las favoritas al Oscar./CORTESIA
La cinta del mexicano Alejandro González Iñarritú y protagonizada por Leonardo DiCaprio es de las favoritas al Oscar./CORTESIA
Geoffrey Cowper es oriundo de Barcelona, graduado en Producción Cinematográfica de Barcelona y director de varios films, que ha presentado en numerosos festivales de cine.
Geoffrey Cowper es oriundo de Barcelona, graduado en Producción Cinematográfica de Barcelona y director de varios films, que ha presentado en numerosos festivales de cine.

redaccion@latinocc.com

Es por algo que Leonardo DiCaprio es una de las estrellas más brillantes y cotizadas, algo que deja ver en la última producción del director mexicano Alejandro Gonzalez-Iñarritú.

En “The Revenant”, “Leo” vuelve a deleitarnos con otra inolvidable interpretación; verídica y visceral, haciendo parecer fácil algo que está al alcance de muy pocos actores en el mundo.

Es por ello que deseo que su excepcional trabajo sea de nuevo merecedor de una nominación al Oscar, especialmente después de no habérselo llevado hace dos años por su impresionante papel como “Jordan Belfort” en “The Wolf of Wall Street” (Martin Scorsese, 2013).

González Iñárritu, en cambio, arrasó el año pasado en los premios de la academia con su excelente film “Birdman”, por “Mejor Película”, “Mejor Director” y “Mejor Guión”.

No fue el caso del también mexicano Emmanuel Lubezki (“El Chivo”), su ahora habitual director de fotografía, que es sin duda el más virtuoso e innovador del momento, ganador del Oscar en el 2013 por Gravity (Alfonso Cuarón) y el año pasado con González-Iñarritú, y quien podría llevárselo por tercer año consecutivo al deslumbrarnos con una joya cinematográfica en la que cada fotograma es una absoluta delicia visual.

Y es que las escenas tiene un eco de su mejor trabajo junto a Terrence Malick, rodando sólo con luz natural para conseguir el máximo realismo, que hacen que sin duda quede inmortalizada en la historia del cine como pasó con Barry Lyndon quien era el cinematógrafo del legendario Stanley Kubrick.

Iñárritú demuestra estar en estado de gracia con un genial planteamiento narrativo, muy característico y personal, que consigue unir la belleza de la naturaleza con la acción imprevisible y el drama más terrorífico, junto a escenas de “sueños oníricos” en las que nos revela la psique de nuestro protagonista, como ya hizo en “Biutiful” (2010), llevándonos a los límites sensoriales del séptimo arte.

Localizaciones reales, largos planos secuencia imposibles, ópticas angulares que nos lo muestran todo sin trampa ni cartón, y una cámara en constante movimiento y seguimiento de la acción son algunos de los elementos que definen la magistral dirección detrás de “The Revenant”.

El film captura el pasado de Estados Unidos de la forma más realista y agónica posible, en la línea de la brutal “Apocalypto” (Mel Gibson, 2006).
   Inspirada en hechos reales que tuvieron lugar en Dakota del Sur a principios del siglo XIX, “Hugh Glass” (DiCaprio) es un respetado cazador de pieles que lidera un diverso grupo, entre cuyos miembros se encuentra su hijo mestizo, ‘Hawk’ (Forrest Goodluck).
   Los protagonistas en una expedición que acaba siendo una épica aventura de supervivencia por los Estados Unidos más salvajes e inexplorados de la época.
   Lo primero que irrumpe esa hipnótica calma es una secuencia al más puro estilo de la inolvidable escena del desembarco de Normandía de “Saving Private Rian” (Steven Spielberg, 1998), cuando repentinamente un enorme grupo de nativos en busca de venganza, toma el mando del campo base del grupo de ‘Glass’, provocando el caos total cuando los emboscan sin que estos puedan verlos venir, y cayendo como moscas mientras éste está cazando junto a su hijo.
   Cuando ‘Glass’ regresa al campamento se encuentra con apenas una cuarta parte de su grupo con vida y deciden huir como puedan los que quedan, río abajo, en una primitiva embarcación.

En el siguiente día, mientras ‘Glass’ está inmerso en la naturaleza, en busca de su siguiente presa, es brutalmente atacado por un inmenso oso grizzli.

Esta espectacular escena es sin duda una de las mejores y más intensas que he visto en mi vida, filmada en un majestuoso plano secuencia que mantendrá al borde de la butaca a todos los espectadores hasta su poético desenlace.

ENT-FILM-010616-W2Cuando sus compatriotas lo descubren, Andrew Henry (Domhnall Gleeson), el segundo al mando, hace todo lo posible para salvar a ‘Glass’, cosiéndole y curándole las profundas heridas.

Aún así, está muy herido y con pocas expectativas de sobrevivir.

debido a que llevarlo con ellos hasta la siguiente civilización es una carga demasiado grande para el resto del grupo, ‘Andrew’ hace un trato con ‘John Fitzgerald’ (un tétrico y trastornado Tom Hardy) y ‘Bridger’ (Will Poulter) para que se hagan cargo de él hasta el final.

El primer día, sin embargo, que el conflictivo y racista Fitzgerald se queda sólo con ‘Hugh’, intenta matarlo para seguir su camino y no ser encontrado por los indios.

‘Hawk’ sale al rescate de su padre pero acaba siendo apuñalado por ‘Fitzgerald’, mientras un impotente ‘Hugh’ lo mira agonizante.

Es entonces cuando ‘Fitzgerald’ miente a ‘Bridger’ y dejan a ‘Hugh’ sólo, dándole por muerto.

Aquí es donde empieza un traumático viaje espiritual por el inimaginable dolor físico y sentimental que sufre ‘Hugh’, guiándolo por puro amor a su familia a navegar por un terrible invierno a la búsqueda de la redención y la venganza contra el hombre que le traicionó.

‘The Revenant’ es una película esencial para todos los amantes del cine que supone una intensa experiencia junto a una reflexión poco habitual dentro del cine comercial.

Es por ello que quizás no recupere los casi 150 millones de dólares que costó, pero seguramente conseguirá los galardones más prestigiosos. ν

Geoffrey Cowper es oriundo de Barcelona, graduado en Producción Cinematográfica y director de varios films, que ha presentado en numerosos festivales.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *