Líder comunitario de Oxnard arrestado por el ICE es liberado

Por Víctor Rosas
redaccion@latinocc.com

Como ha sido denunciado por muchas personas de la comunidad y también documentado en este medio de comunicación, agentes del Departamento de Inmigración y Aduanas (ICE, por sus siglas en inglés), han estado haciendo operaciones para detener a personas en el Condado de Ventura.

El 29 de agosto pasado, una de esta operaciones se llevó a cabo en un complejo de apartamentos al sur de Oxnard, donde los agentes del ICE estaban buscando a una persona quien presumiblemente tenía una orden de deportación y antecedentes criminales.

Ahí, Raúl Gomez, quien vive en el mismo complejo de apartamentos, se alistaba para un nuevo día de trabajo en su función como jardinero, pero además Raúl es un conocido líder de la comunidad oaxaqueña, ya que forma parte de la Mesa Directiva en la organización Proyecto Indigena Mixteco (MICOP), que opera en la ciudad de Oxnard, la cual ayuda a los oriundos del estado de Oaxaca.

Arsenio López, director de MICOP, aclara que Raúl es voluntario en la organización, y no es empleado de la misma, explica que no sólo no recibe un sueldo, sino que los voluntarios como Raúl, inclusive cooperan con recursos para ayudar a que MICOP y sus metas sigan adelante.

La manãna del 29 de agosto, los agentes del ICE vieron a Raúl y le preguntaron por su nombre, y en sus computadoras indagaron su estatus migratorio, dándose cuenta que no tenía documentos para vivir y trabajar en el país, además de que su record indicaba varias detenciones al intentar cruzar la frontera desde México.

Por esto último, Raúl fue detenido y llevado al centro de detención en la ciudad de Camarillo donde permaneció por unos cuantos días, para después ser transportado a otro centro de detención en el Condado de Orange California.

Después de ser procesado, el juez de inmigración fijó una fecha para una audiencia en su caso para el día 19 de septiembre y una fianza por la cantidad de 12,000 dólares.

El pasado 19 de septiembre, se llevó la audiencia que estaba programada, donde el abogado que representa a Raúl Gómez pidió que se redujera la fianza de Raúl, ya que es una persona humilde y no cuenta con los recursos, sin embargo, la parte acusadora pidió al juez que no lo hiciera, por el riesgo de que Raúl pudiera abandonar el país, ya que desde el año 2007 a la fecha había sido detenido intentando cruzar la frontera de 5 veces.

Finalmente, la fianza fue reducida a 3,000 dólares mismos que fueron pagados por una persona altruista que no ha querido ser identificada.

Después del pago de la fianza, el líder comunitario fue dejado en libertad alrededor de las 10 de la noche y transportado hasta la ciudad de Oxnard para reunirse con sus amigos.

El juez también preguntó a Raúl si alguna vez ha usado el nombre de Luis López Díaz, a lo que Raúl respondió que si, y por lo cual pidió una disculpa al juez.

En la audiencia del día 19 Raúl Gómez pidió al juez la oportunidad de quedarse en los Estados Unidos mediante una petición de asilo político argumentando la violencia que hay en el estado de Oaxaca.

Por su parte López, dice que Raúl mientras estuvo en el centro de detención del Condado de Orange, pudo ponerse en contacto con varios detenidos que no hablan español, hablan mixteco, o alguna otra lengua indígena, les cuales, están en un estado de vulnerabilidad legal, pero que ellos, como organización no tienen acceso al interior del centro de detención para poder identificar a estas personas.

Sin embargo, López ha iniciado contacto con abogados de inmigración locales para tratar de identificar a estas personas y encontrar una manera de ayudarlos.

Vanessa Teran, integrante también de MICOP, comenta que Raúl está hoy en libertad encarando una batalla legal, pero que gracias a que conocía y ejerció sus derechos, al no decir nada que lo incriminara, pedir ver a un abogado y a un juez de inmigración y no firmar una carta de salida voluntaria, es lo que le salvó de una deportación.

“Estas mismas acciones deberían hacer todas aquellas personas detenidas por agentes de inmigración”, indico Teran.

Según expertos en inmigración la batalla legal de Raúl podría durar varios años, y costar varios miles de dólares con un resultado hasta ahora incierto. 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *