Consejos para la sobrevivir la época de baches

Por Redacción
redaccion@latinocc.com

Ahora que la primavera está en pleno apogeo, las carreteras heladas y mojadas son cosa del pasado, dejando atrás caminos llenos de baches que pueden dañar su vehículo y le pueden costar dinero.

Aunque en esta época del año las condiciones del camino son difíciles de evitar, los ingenieros de Chevrolet han desarrollado los siguientes consejos y trucos para ayudarlo a usted y a su automóvil a sobrevivir la temporada de baches.

  1. Mira hacia adelante y desacelera: la lluvia puede causar que se formen baches en las calles y carreteras, lo cual puede causar averías al vehículo, pero estar alerta puede ayudarte a evitarlos.

Fija tu mirada hacia adelante y busca baches para así evítalos con seguridad cuando sea posible. Si no puedes evitarlos, reduce la velocidad. Al golpear un bache a una velocidad más alta aumenta la probabilidad de daño a tu vehículo, sobre todo la suspensión.

  1. Ten cuidado con el agua: Hoyos muy profundos pueden estar escondidos debajo de los charcos. Después de una nevada y lluvia, es mejor evitar los charcos de agua que pueden ocultar baches debajo del agua.
  2. Revisa la presión de las llantas: Llenar adecuadamente las llantas de tu vehículo con aire puede hacer una gran diferencia para evitar daños causados por los baches.

Mantener la presión de las llantas según la recomendación del fabricante es clave. Si la llanta está desinflada, un bache puede provocar una ruptura.

Los neumáticos que estén inflados demasiado también son más susceptibles al daño de un bache.

  1. Verifica que tu automóvil no tenga daños: en caso de que golpees un bache, asegúrate de revisar tu automóvil inmediatamente para identificar posibles averías. Encontrar pronto los daños puede evitar daños adicionales a tu automóvil.
  2. Saber qué buscar: los baches pueden causar más que solo daños a las llantas. También se pueden dañar los rines, los sistemas de escape, la alineación y más.

Si sientes que tu automóvil está haciendo ruidos, jalando hacía una dirección u operando irregularmente, asegúrate de llevarlo a un mecánico para que lo evalúe y así evitar dolores de cabeza y gastos inesperados.

  1. Ayuda a otros conductores: informa cualquier bache a las autoridades de transporte de tu ciudad, condado o estado.

En algunos casos, es posible que puedas recibir un reembolso por los costos de reparación.

Prepárate: asegúrate de que haya un gato y una llave de tuercas en tu vehículo y que la llanta de repuesto esté inflada a su presión adecuada en caso de que necesites cambiar una llanta ponchada.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *