Corazones de Plata hizo sueños realidad

Por/ Víctor Rosas
vrosas@latinocc.com

El domingo 20 de este mes de mayo, llegó nuevamente al estacionamiento del Elks Club en la ciudad de Oxnard, un autobus que transportaba a 33 padres y madres de familia, cuyos hijos residen en Los Estados Unidos y no cuentan con la documentación necesaria para viajar a México y regresar.

Algunos hijos y padres tienen si reunirse 12, 15 años, pero en algunos casos, estas fechas se prolongan hasta los 25 y 30 años.

Desde las 12:00 del día, hijos y familiares de los viajeros, esperaban en los jardines y estacionamiento del Elks Club, ubicado en la Calle A, entre las Calles 8 y 9th de Oxnard, acompañados por las notas del mariachi, sin embargo, debido a una confusión, el autobús arribó hasta después de la 1:00 de la tarde.

Sin embargo, esto de ninguna manera impidió los encuentros cargados de emoción, al reunir a los padres de familia con sus hijos, después de muchos años de no poder abrazarse y estar cerca unos de otros.

Florentino Cabrera, organizador del evento, quien es presidente de la Federación de Clubes Zacatecanos de Oxnard California, explica que este programa denominado “Corazones de Plata”, se ha materializado, gracias a las negociaciones entre autoridades de inmigración de Los Estados Unidos, que han instruido a algunos consulados y embajadas en México, para facilitar visas de turistas para padres y madres o abuelos de residentes en los Estados Unidos, que no pueden salir y regresar del país, para que sean los padres o abuelos quienes vengan al país.

El pase de diapositivas requiere JavaScript.

Para poder optar se deben cumplir ciertas condiciones: primero, tienen que ser mayores de 60 años de edad, tener propiedad o propiedades en México, y en algunos casos, trabajo, cuando la edad de los padres lo permitan, el caso es que los padres puedan demostrar, a las autoridades de Estados Unidos, que tienen motivos para regresar y no quedarse a vivir en este país, de manera clandestina.

Ernesto Lozano, residente de la ciudad de San Francisco, viajó hasta la ciudad de Oxnard para recibir a sus papás Enrique Lozano y Elisa Ornelas, a quienes tenía 15 años de no verlos.

“Hace dos años y medio hice la promesa de no cortarme la barba, hasta que pudiera abrazar a mis papás, y hoy por fin se llegó ese día, así es de que en un rato más, esta barba se va”, indicó contento Ernesto.

Por su parte, Enrique, el papá, visiblemente emocionado agradeció a las autoridades del gobierno de Zacatecas por la ayuda brindada para que el viaje se hiciera realidad, así doña Elisa, mamá de Ernesto, no habló, ella simplemente se dedicó a abrazar y besar a su hijo.

Rosa Torres y su Hermana Teresa, viajaron desde el condado de Orange para recibir a su mamá Manuela Bello, Rosa tenía 19 años sin ver a su mamá, pero Teresa emigró a este país hace 28 años y desde entonces no veía a la señora Manuela.

Por su parte, la madre de 80 años de edad, visiblemente emocionada, también comentó que estará un mes en este país y tendrá la oportunidad de conocer a 7 nietos, 4 hijos de Rosa y 3 de Teresa, a los que no había conocido en persona.

“Yo voy a trabajar lo menos posible para poder disfrutar a mi mamá durante este mes que va a estar aquí”, compartió Teresa.

Roberto Hernández, Cónsul de México en la ciudad de Oxnard dirigió un mensaje de Bienvenida a los padres de familia de este viaje gracias a “Corazones de Plata”. “Es un momento muy importante para los mexicanos, sin importar donde residan, y a pesar de los momentos difíciles que vive nuestro país, es un momento para conservar la unidad”, finalizó.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *