Septiembre: mes de los latinos e independencia

Por Víctor Rosas
vrosas@latinocc.com

Como ya es una costumbre desde 1988 cuando el Presidente Ronald Reagan convirtió la semana de celebraciones a los latinos al “Mes de la Herencia Hispana”, latinos de todos los rincones del país salen a festejar su identidad y legado cultural.

Y es que el Mes de la Herencia Hispana se dio porque el 15 de septiembre los países centroamericanos (Guatemala, Honduras, El Salvador, Nicaragua y Costa Rica), celebran el día de su Independencia, México la celebra el día 16 y Chile lo hace lo el día 18.

En México, la celebración del 208 aniversario de la independencia incluirá la tradicional ceremonia del grito de independencia que por sexta y última vez dirigirá el saliente presidente Enrique Peña Nieto, la noche del 15 de septiembre, para después, encabezar el desfile cívico militar que se llevará a cabo en las calles del centro de la ciudad de México, capital del país azteca.

Mientras los mexicanos y latinos que radican en los Estados Unidos, tendrán la oportunidad, el fin de semana del 15 y 16 de septiembre, de festejar sus independencias.

Así, la red de consulados de México en Los Estados Unidos, que suman 50 sedes, celebrarán en grande el aniversario 208 del inicio de la lucha de independencia.

El Consulado de México en la ciudad de Oxnard organizará una recepción privada en la Alcaldía de la Ciudad de Ventura, la noche del sábado 15 de septiembre para festejar el aniversario, además, asistirán a diversos eventos a lo largo de los tres condados a los que sirve el consulado de México.

En esta misma ciudad, se llevará a cabo la tradicional ceremonia del “Grito de Independencia” el sábado 15 de septiembre en el Plaza Park, conocido popularmente como la “Placita de Oxnard”, y después el domingo 16 se llevará a cabo el tradicional Desfile de la independencia por las principales calles del centro de la ciudad.

Los residentes del Condado de Ventura originarios de Centro América, no tendrán la oportunidad de un festejo tan grande como los mexicanos, pero aún así, festejan la independencia de sus países.

Y es que el pasado fin de semana, COFECA (Confederación Centroamericana) celebró las independencias de sus naciones, con el Desfile más grande de la Costa Oeste, atendido por más de 250 mil personas y realizado en las cercanías del McArthur Park de Los Angeles.

Geovanny Guido, residente de Oxnard, comenta que junto con su familia festejan el fin de semana de independencia con comida típica y reunión con más miembros de la familia de El Salvador, y comenta que agradece a este país por la oportunidad de vivir aquí porque, “la situación en el Salvador es muy difícil”.

“Hay mucha carencia y la violencia está desatada, hay muchas zonas de inseguridad, tanto en la capital, pero es aún peor en la provincia, por eso, es una bendición estar en este país, a pesar de que a últimas fechas sea un poco más difícil para los latinos vivir en este país, porque el racismo se ha incrementado en contra de la comunidad latina”, indicá Guido.

Aunque Venezuela no celebra su independencia en estas fechas, Sara Parao, quien radica de Oxnard no es impedimento para que junto con su esposo Mario, quien es nacido en los Estados Unidos, celebran de igual manera, como si fueran mexicanos o centroamericanos.

Parao dice que cocina unas deliciosas arepas con salsa de guasacaca, que se prepara con aguacate, cilantro, perejil y cebolla para festejar, y asegura sentirse triste por la situación difícil que está pasando su país, pero espera que esta situación pueda cambiar pronto.

“Venezuela es un país bello y rico, con una gente bella y emprendedora y pronto la situación va a cambiar”.

Al igual que Geovanny, Sara comenta que en últimas fechas, la situación para los latinos se ha puesto un poco más difícil en Los Estados Unidos por la retórica antiinmigrante pero agrega, “los latinos hemos conquistado muchos especios en este país, y ahora más que nunca debemos portarnos bien, para que los demás vean que somos una comunidad de gente trabajadora, echaos palante, que vinimos a este país a trabajar duro y que aportamos a la sociedad y que no somos delincuentes sino gente trabajadora”.

Mexicanos, guatemaltecos, nicaragüenses, costarricenses, salvadoreños, hondureños, panameños y chilenos festejaran este septiembre un aniversario más de su independencia.

Por su parte, Alan Arévalo, locutor de una estación de radio religiosa de la ciudad de Camarillo, cuenta que en la ciudad de Guatemala, cada año se lleva a cabo, también un desfile cívico militar. “

Desde muy temprano, la gente se da cita en la avenida principal de la ciudad capital de Guatemala, para presenciar el desfile, que cuenta con la participación de personal militar, pero también desfilan otras instituciones que no son parte del aparato militar ni del gobierno, entre ellas, muchas organizaciones o lucrativas que participan en el desfile, es una verdadera fiesta nacional que todos esperan año con año para participar”.

Guido, que recide en la ciudad de Oxnard por más de una década, el comenta que en El Salvador, también se festeja el aniversario de la independencia con un desfile cívico militar en las principales calles de la ciudad capital de El Salvador, y después, la gente marcha hasta el Estadio Nacional.

“Los que logran entrar al estadio Nacional, que por supuesto está repleto, pueden apreciar cuando aviones y helicópteros del ejército pasan por el cielo, mientras que paracaidistas descienden, aterrizando en la cancha del estadio, es un gran espectáculo”, afirma Geovanny.

En el interior, el ambiente también es patriotico, ya que alumnos de colegios privados y escuelas públicas de todos los grados, salen a marchar por espacio de más de seis horas al son de las notas que entonan las “bandas musicales de paz”, conocidas antes como “bandas de guerra”.

UN MES IMPORTANTISIMO

Para el Cónsul General de Honduras en Los Angeles, este año las celebraciones son de especial importancia puesto que marca el año en que la Adminsitración Trump ha revocado la extención de los TPS para los cientos de miles de sus connacionales que se han visto beneficiados desde 1998.

“Estas celebraciones nos servirán para unirnos más como hermanos centroamericanos y latinos. Que sirvan para mostrar que venimos a aportar y sobre todo a también respetar los valores estadounidenses”, indicó el diplomático.

Al mismo tiempo, indicó que su sede consular estarán muy ocupada durante este mes que durán las celebraciones del Mes de la Herencia Hispana, ya que a parte del Festival y Desfile Centroamericano COFECA, este próximo 15 estará junto con sus homólogos centroamericanos en otro evento de gran trascendencia en la zona metropolitana de Los Angeles.

“Además, este mes es de los más importantes para nosotros como Consulado, puesto que debemos de servir a nuestra gente y nos multiplicamos para las celebraciones que se llevan a cabo, tanto de manera oficial por autoridades locales como por organizaciones de hondureños en la zona”, explica Carrello.

LA HISTORIA: MÉXICO

La noche del 15 de septiembre de 1810, pasó a la historia como uno de los acontecimientos más significativos para nuestro país, ya que en esa fecha tuvo lugar el “Grito de Independencia”, hecho protagonizado por el Padre de la Patria, Don Miguel Hidalgo y Costilla en la población de Dolores, Guanajuato.

Hidalgo, adoptó los ideales independentistas que desde 1809, se extendían por el país a través de grupos liberales.

Uno de éstos, el de Querétaro, encabezado por el corregidor Miguel Domínguez y su esposa, Josefa Ortiz, contaba a Hidalgo entre sus integrantes desde el año de 1810. Varios oficiales del Regimiento de Dragones de la Reina, entre ellos Ignacio Allende, Ignacio Aldama y Mariano Abasolo se unirían algún tiempo después a los conspiradores de Querétaro.

Hidalgo se dedicó entonces a reclutar partidarios y a comprar o construir armamento; sin embargo, a principios de septiembre de 1810, la conspiración de Querétaro fue descubierta por el Gobierno Virreinal.

Monumento “El Ángel de Independencia”, México D.F.

Allende había llegado a Dolores la noche del 14 de septiembre, pero tanto él como Hidalgo ignoraban las consecuencias de haber sido descubiertos. Para entonces, varios de los conspiradores habían sido aprehendidos, pero doña Josefa Ortiz, durante la noche del 15 envió un mensaje al pueblo de Dolores, avisando a Hidalgo y los demás libertadores sobre el inminente peligro que corrían.

Sin esperas más tiempo, Hidalgo marchó a la cárcel de Dolores y puso en libertad a los presos, a quienes dotó con armas de la policía y el Regimiento de la Reina.

Durante la madrugada, Hidalgo tocó la campana de la iglesia para convocar al pueblo y al reunirse la multitud en el atrio de la parroquia, pronunció la histórica arenga y al grito de “Viva la América y mueran los gachupines”, se lanzó a la lucha en pos de la independencia de México.

El 16 de septiembre de 1810, el cura Miguel Hidalgo y Costilla salió de Dolores al frente del primer núcleo de lo que sería el Ejército Insurgente, en dirección a San Miguel el Grande, a donde llegaron al amanecer. Allí se les unió el Regimiento de la Reina, así como una multitud de campesinos armados con lanzas, hondas y aperos de labranza.

La guerra de Independencia habría de vivir aún muchos episodios a lo largo de más de 10 años de lucha, durante los cuales, miles de compatriotas ofrendaron su vida por la causa insurgente. Los primero caudillos no vivirían para ver el sueño realizado, pero a ellos corresponde el mérito de haber encendido la llama que culminaría con un México independiente.

CENTROAMÉRICA

Cuenta la historia que la noche del 14 de Septiembre de 1821, la gente se amotinó en las calles de Guatemala, marchando y gritando “¡Independencia o muerte!”. Toda la noche duró aquella agitación popular.

El 15 de Septiembre, grandes multitudes ocuparon el Palacio de los Capitanes Generales hasta abarrotarlo.

Todo el mundo a una voz gritaba: “¡Viva la Independencia!”. El General Gabino Gainza, rodeado de todas las autoridades, después de ordenar que se leyeran los documentos sometió a discusión el asunto, sobre si las provincias deberían ser declaradas independientes de España o no.

Monumento a los Próceres, localizado en San Salvador, El Salvador.

José Cecilio del Valle, abogado, periodista, filosofo y conocido como “El Sabio” fue quizá el principal prócer de la independencia de la región centroamericana, ya que fue el primero en revelarse y mostrarse a favor de la independencia de España.

Así, el 15 de septiembre de 1821, se reunieron en el Palacio de los Capitanes Generales en la ciudad de Guatemala, diferentes personalidades: representantes del Gobierno Central español, del Ayuntamiento Local, Superiores de las diferentes órdenes religiosas, el arzobispo de Guatemala para discutir la independencia.

Luego de varias discusiones se acordó la redacción del “Acta de Independencia” que sería firmada por los asistentes y enviada a las otras provincias para su aprobación, y así fue como Centroamérica ganó al unisono su independencia de los abusos y saqueos de siglos de la corona española.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *