Inglaterra 0 – 0 Estados Unidos

Por Agencias
Redactor@latinocc.com

Inglaterra y Estados Unidos igualaron sin goles por la segunda jornada del Grupo B del Mundial Qatar 2022 en el estadio Al Bayt.

Los británicos sumaron 4 puntos, mientras que los norteamericanos, 2. Ambas selecciones dependen de sí mismas para avanzar a la siguiente fase de la Copa del Mundo.

Las ocasiones más claras estuvieron del lado de Estados Unidos: un remate en el travesaño de Christian Pulisic y un disparo dentro del área de Weston McKennie que se fue por encima del arco.

Harry Kane, atacante inglés, también falló una chance en el área: disparó tras pase de Bukayo Saka y el balón fue desviado por el portero Matthew Charles Turner.

Inglaterra también tuvo aproximaciones. Comenzó el duelo con mayor intensidad y posesión de balón.

Trató de trepar por las bandas con incursiones de los laterales Kieran Trippier y Luke Shaw, pero estos conectaron poco con los volantes Saka y Raheem Sterling.

Estados Unidos no tardó en ganarle el duelo por las bandas a Inglaterra. Los defensores Sergiño Dest y Antonee Robinson hicieron un papel destacado, imponiendo su juego tanto en ataque como en defensa.

El entrenador británico, Gareth Southgate, renovó las bandas en el segundo tiempo con los ingresos de Jack Grealish y Marcus Rashford.

También retiró a Jude Bellingham por Jordan Henderson para darle una mayor solidez defensiva a los Tres Leones.

Gregg Berhalter, por su parte, se dio cuenta de EE.UU. estaba siendo más aplicado en todas las líneas y que podía ganar el encuentro.

Por ello mandó al campo a Giovanni Reyna y Josh Sargent, quienes generaron mayor peligro en área contraria, no lograron abrir el marcador.

Sobre el final del partido, Kane recibió un centro preciso y conectó de cabeza muy cerca del arco. Como es poco habitual en un cazador de goles, la estrella del Tottenham falló en su dirección.

La selección inglesa, que comenzó de manera deslumbrante al golear 6-2 a Irán, esta vez generó más dudas que aciertos al ser dominado por EE.UU. durante buena parte del partido.

El equipo de Pulisic, por su lado, mejoró desde su presentación ante Gales, en la que también empató.